Tu espalda te lo agradecerá

Todos acabamos experimentando dolor en la espalda o el cuello. En la mayoría de los casos, desaparecerá. Sin embargo, la tensión de espalda y de cuello conforma la causa del 25 por ciento de las bajas por enfermedad a largo plazo y el 20 por ciento de las pensiones de invalidez concedidas en España. Por ello, existen muchos motivos por los que debemos evitar la tensión de cuello y espalda. Desafortunadamente, los médicos no tienen información suficiente para determinar las causas de la tensión de espalda y cuello y no saben exactamente cómo prevenirlo.

Solo una de cada cinco personas que consultan al médico por tensión de espalda reciben un diagnóstico específico, como fractura, artritis, latigazo cervical o similares. Entre el 80 y el 85 por ciento de los pacientes nunca reciben un diagnóstico. Algunas personas consiguen encontrar la causa, que suele ser por trabajo intenso en el jardín o por cargar con objetos pesados.

Indlægssåler - Plantar fasciitis

  • ¡Más de 300.000 clientes ya han comprado!
  • Más salud y bienestar
  • Envío gratuíto
  • Si no le queda satisfecho en 60 días, le devolvemos su dinero

Solo 69€

La tensión de la espalda tiene muchas causas

Afortunadamente, en la mayoría de los casos, la tensión de espalda no se debe a nada grave.

Algunos de los nombres para el dolor de espalda son:

• Lumbago
• Síndrome facetario
• Miosis espinal
• Problemas en el cuello
• Ciática

Problemas de espalda más graves que requieren atención médica:

• Enfermedad de Bechterew
• Enfermedad de Scheuermann
• Escoliosis
• Espondilosis
• Estenosis espinal

Los problemas de espalda a menudo comienzan en la infancia


Independientemente de dónde se encuentra el dolor, existen una serie de características comunes a cualquier tipo de dolor de espalda. Los problemas de espalda comienzan a menudo en el mismo punto de la vida, tienen prácticamente el mismo patrón de progresión y tienen las mismas consecuencias. El riesgo de invalidez o baja por enfermedad es el mismo independientemente de la zona de la espalda donde tengas la lesión y del lugar donde tenga las molestias.

Las investigaciones muestran que los problemas en la espalda comienzan mucho antes de lo que se pensaba con anterioridad

Durante muchos años, la investigación se centraba en hombres y mujeres de mediana edad. Se suponía que la causa primaria del problema de espalda estaba relacionada con el trabajo. Sin embargo, investigaciones recientes muestran que la intervención temprana puede prevenir molestias en el futuro.
Así que ¡cuidad bien vuestras columnas vertebrales desde jóvenes!

Sé activo – tu cuerpo te lo agradecerá

Aún no se saben con certeza los motivos por los que muchas personas tienen tensión de espalda, pero puedes hacer muchas cosas tras la adolescencia para aliviarla y fortalecer la espalda. Es bueno ser activo físicamente a lo largo de la vida.

Estar en forma es importante ya que el ejercicio hace que la espalda se mantenga fuerte y estable. Para reducir la tensión, debes darle más importancia a la actividad física en la vida diaria. Elige uno o más deportes que te gusten y que te hagan sentir bien. Tu fisioterapeuta puede darte ejercicios específicos para reducir o incluso prevenir futuros ataques de dolor de espalda.

¿Qué se puede hacer?

La sobrecarga mecánica a menudo es la causa del problema de espalda grave, como por ejemplo un tirón desafortunado que tira de un músculo o un músculo sobrecargado en la espalda o cuello. Un médico, fisioterapeuta u otro terapeuta te examinará para establecer si el problema puede ser provocada y cuál es el área específica donde se localiza.

Problema de espalda crónica

Si padeces un problema de espalda crónica, el médico intentará determinar si detrás de dicho se esconde una causa más compleja. Él o ella puede prescribir un examen médico completo. Se examinarán las causas biológicas, mentales y sociales.

También se puede establecer un tratamiento con analgésicos. Tales como:

• Hidrodilatación
• Hielo y calor
• Masaje
• Ejercicios de espalda

¿Qué puedo hacer yo mismo?

Es importante tener una vida activa. Haz ejercicios de espalda. No permanezcas acostado en la cama más de un par de días. Lo mejor es evitar estar acostado. Un problema de espalda grave no debería durar más de seis semanas.

• Mantente activo. Evita pasar demasiado tiempo en la cama.
• Si tienes calambres en la espalda o cuello, normalmente es beneficioso poner una bolsa de hielo encima del área afectada durante 10 o 15 minutos. Repetición a intervalos cada hora, de 5 a 6 veces al día durante el primer par de días.
• Muchas personas consideran que ejercitar la zona inferior de la espalda y el estómago es beneficioso.
• Asegúrate de usar siempre técnicas de levantamiento adecuadas.
• Asegúrate de que tus posturas de trabajo son variadas.
• Toma analgésicos para que te resulte más sencillo mover la espalda.
• Envuelve la zona afectada con una manta o cojín eléctrico.
• Haz ejercicios lumbares suaves, como por ejemplo el ejercicio del gato-camello (a cuatro patas, doblando y haciendo círculos de forma alterna con la espalda).
• Si tienes tensión de espalda severo y persistente, consulta con el médico, fisioterapeuta o quiropráctico.

Si persiste el problema de espalda

Si el problema de espalda persiste, esto podría ser una señal de que hay un problema grave. Consulta con el médico. El problema crónico persiste más de 12 semanas. Si no sientes ninguna mejora después de varias semanas, consulta con el médico.
También debes consultar con el médico si tienes fiebre, si notas rigidez más de una hora por la mañana, si has tenido un accidente, cáncer o si tienes menos de 20 años o más de 50.

Prevención y focalización en conseguir una postura correcta

La prevención y focalización en conseguir una postura correcta son decisivas para tu salud y bienestar. Una postura y unos patrones de movimiento correctos contribuyen a:

• Mantener una función de los órganos normal, mantener los huesos y articulaciones alineados y optimizar el rendimiento muscular.
• Minimizar el deterioro de las articulaciones y reducir el desgaste de los ligamentos.
• Evitar que la espalda acabe adquiriendo una posición anormal.
• Asegurarse de que tienes más energía. Cuando los músculos trabajan más eficientemente, el cuerpo utiliza menos energía para llevar a cabo las mismas actividades.
• Prevenir problemas musculares y espinales.
• Ser más feliz.
• Mejorar tu aspecto.

Vista lateralmente, una columna vertebral sana parece la letra S. Cuando la postura es óptima, las vértebras de la columna tienen mayor libertad de movimiento. Los músculos de la espalda se estabilizan y tienen unas condiciones de funcionamiento óptimas (esto es importante cuando eres una persona activa). Si tu postura es deficiente, hay una tensión constante e inadecuada en los ligamentos alrededor de la columna vertebral y los músculos que estabilizan la espalda también tienen condiciones de funcionamiento más pobres porque su punto de origen ha cambiado. Unas condiciones de funcionamiento deficientes causan una tensión adicional en los músculos que estabilizan la columna vertebral. Esto quiere decir que existe un mayor riesgo de lesión debido a tensión, especialmente si realizas actividades que no haces frecuentemente.

Align Footwear®

Las plantillas Align Footwear® te ayudan a alinear el cuerpo para conseguir una posición física óptima. Las plantillas controlan los movimientos del pie y del tobillo cuando estás de pie y caminas, causando un efecto positivo en todo el esqueleto, desde el tobillo hasta el cuello.

Las plantillas Align Footwear® mejoran la movilidad, la comodidad y el rendimiento. Contribuyen a alcanzar una mejor postura y adaptación física en la cadena cinética y de esta forma te sientes más sano y mejoras tu bienestar. Cuando las plantillas consiguen que el cuerpo alcance una posición natural correcta, la presión de cada paso se distribuye de forma más equilibrada. Nuestras plantillas reducen las ondas de choque destructivas que atraviesan nuestro cuerpo cada vez que los pies tocan el suelo. De esta manera se reduce la presión de articulaciones, músculos, tendones y ligamentos.


Política de reembolso de 60 días

Si no le queda satisfecho dentro de 60 días, le devolvemos su dinero.

Ring til Mette Fly hvis du har spørgsmål

¿Tienes alguna pregunta?

Llámanos al +45 22 633 633
o mándanos un correo a contactenos@alignfootwear.es